Felicitaciones a mi hermana por su matrimonio.

Te deseo lo mejor para ti y tu nuevo marido en esta aventura que es el matrimonio, espero que os lleve a la placidez y la plenitud durante muchos años.

Mi hermana, qué emoción tan grande la de verte casada, casi no puedo creerlo, eres la mujer más extraordinaria que conozco y es evidente que has encontrado al hombre perfecto, estoy segura de que seréis muy felices juntos.

En esta ocasión tan especial, quiero desearte toda la placidez del universo, espero que vuestro cariño sea fuerte y que nunca falte el respeto ni la comprensión, que disfrutéis muchísimo de vuestra vida juntos.

A mi hermana, te deseo toda la placidez del mundo en tu reciente vida junto a tu esposo, espero que gocen muchísimo de esta etapa tan especial en sus vidas.

Quiero agradecerte por haberme incluido en tu gran día, fue un honor estar allí a tu lado, seguro que recuerdas que hace muchísimos años prometimos ser las dos testigos de nuestro padre en el matrimonio.

Felicitaciones a mi hermana por su matrimonio.

Gracias por compartir este hermoso momento con nosotros, no podríamos estar más felices por ti, te deseamos todo lo mejor en esta nueva etapa de tu vida, que seas muy dichosa junto a tu esposo.

Este es un gran día en la vida de tu hermana y todos estamos muy felices por ella, ha encontrado a un hombre maravilloso que la ama y la cuida, y es increíble que hayan encontrado la pasión el uno con el otro, estamos seguros de que serán muy felices juntos.

Muchísimas felicitaciones a ti, hermana, por tu maravilloso y emocionante matrimonio, que os traiga mucho gozo y afecto durante toda la vida, enhorabuena.

Siempre te he admirado por tu fortaleza y ahora te admiro aún más por haberte casado, te deseo toda la dicha del universo en tu nueva vida en matrimonio.

Espero que esta sea la primera de muchas felicidades que te traerá este nuevo camino, muchas felicidades, un eterno abrazo.

Hermana, quiero darte las gracias por haberte casado con el hombre que amas, espero que seas muy feliz juntos, te deseo todo lo mejor en este nuevo capítulo de tu vida.

Hermana, me alegro mucho de que hayas decidido unirte a tu vida con la persona que amas, eres una persona maravillosa y mereces la menor etapa de tu existencia.

Sois afortunados de haber encontrado a vuestra media naranja y yo estaré siempre aquí para apoyaros en todo lo que necesitéis, muchas felicitaciones por este gran día y por todo el auge que os espera.

Espero que todo te vaya muy bien y que seas muy feliz junto a tu esposo, siempre te he querido mucho y estoy segura de que esta es una etapa muy importante en tu vida, que Dios os bendiga a ambos en abundancia.

Has encontrado a tu alma gemela y espero que nunca te falte el amor y el apoyo de tu esposo, recuerda que siempre estaré ahí para ti, no importa lo que suceda, felicidades.

Siempre te he querido mucho y estoy segura de que serás una extraordinaria esposa, espero poder verte pronto y charlar sobre todo esto, un abrazo enorme.

Los dos sois el uno para el otro y os complementáis a la perfección, os deseo toda la felicidad del mundo y que podáis disfrutar de cada uno de vuestros momentos juntos.

Eres una persona increíble y estoy muy feliz por ti, has encontrado a la persona que te complementa y te hace feliz, eso es lo más importante.

Has encontrado al amor de tu vida y eso es algo realmente maravilloso, espero que esta nueva etapa en tu vida sea llena de cariño, dicha y éxito.

Te deseo toda la dicha del mundo en este camino que emprendéis juntos, que la convivencia sea armoniosa y placentera y que disfrutéis de vuestro amor cada día.

Gracias por permitirme compartir está emocionante ocasión con ustedes, deseo que su matrimonio sea lleno de cariño, plenitud y éxito, que disfruten de una vida larga y llena de alegría juntos.

Desde el fondo de mi corazón, quiero felicitarte por tu matrimonio, ha sido un largo y arduo camino, pero al fin estás lista para comenzar tu vida junto a tu alma gemela.