Felicitaciones para una amiga de infancia.

Mi amada y vieja amiga: Quiero que sepas que estoy muy feliz por todo lo que ha sucedido en tu vida, me alegro de que hayas encontrado el amor de tu vida, él te merece, felicidades.

Te deseo toda la felicidad del mundo en este nuevo capítulo de tu vida, no dudes en llamarme cuando necesites hablar, te escucharé con todo mi corazón.

Apreciada amiga de infancia, espero que estes muy bien, hoy quiero felicitarte por tu día, espero que hayas tenido un día maravilloso.

Amiga, mi amada amiga de infancia: No puedo creer que ya seas una abuela, te deseo lo mejor en esta nueva etapa de tu vida, espero que seas muy alegre con tus nietos.

No sé si recuerdas cuando éramos niñas y jugábamos juntas en el parque, qué divertido fue eso, espero poder volver a hacerlo pronto, te deseo lo mejor en todo, felicidades.

Felicitaciones para una amiga de infancia.

Desde que éramos niñas hemos concordado muchas cosas; risas, sueños, tristezas, y por eso quiero agradecerte todo el apoyo que me has brindado durante todos estos años.

Aún recuerdo los momentos en que pasábamos juntas jugando en el parque, cuando éramos niñas, ahora eres una joven mujer y has hecho el gran paso de convertirte en madre, felicidades.

Han pasado tantos años y sigues siendo igual de genial que en el primer día que nos conocimos, espero que sigamos siendo amigas hasta el final de nuestros días, te deseo lo mejor.

Han pasado muchos años desde que nos conocimos, y hemos compartido muchas experiencias juntas, espero que sigamos siendo buenas amigas durante el resto de nuestras vidas, felicidades.

Eres una persona increíble y has hecho que mi vida sea mucho más feliz, espero que sigas siendo parte de ella por mucho tiempo, eres una persona a la que quiero mucho.

Apreciada amiga, has pasado muchos cumpleaños a mi lado y nunca me cansaré de decirte lo mucho que te quiero, espero que este sea solo el principio de una larga y emocionante vida junto a ti.

Mi querida amiga, deseo que pases un día inolvidable, que recibas todo el amor y cariño que mereces, y que Dios te bendiga siempre, muchas felicidades.

Te deseo lo mejor en este nuevo camino que has emprendido, y estoy seguro de que lo vas a lograr, siempre has sido una luchadora, así que no dudes en seguir demostrando todo lo que eres capaz.

A lo largo de las (muchas) décadas que llevamos siendo amigas, has demostrado ser una persona de gran calidad, inteligente, divertida, generosa y llena de corazón, felicidades.

Espero que hayas tenido un año estupendo y que el próximo sea aún mejor, han pasado tantos años desde que éramos niñas, y ahora estamos en nuestros treinta y tantos, felicidades.

Tienes tantas historias que contarme… has viajado por todo el mundo, has estado en el corazón de la acción y me has enviado fotos maravillosas, sé que esto solo es el principio, felicidades.

Desde que éramos niñas, hemos compartido una amistad especial, a través de los años, he podido ver cómo has madurado y has alcanzado todos tus objetivos, felicidades.

No podría estar más contento al enterarme de que estás embarazada, espero que todo vaya bien y que tengas un bebé saludable, que seas mamá es algo que hemos soñado desde niñas, felicidades.

Recuerda que estaré a tu lado para lo que necesites y que puedes contar conmigo para cualquier cosa, espero que nos veamos pronto para poder hablar de todo esto, felicidades.

No puedo creer que hayas cumplido ya 25 años, has crecido mucho y se te ve muy feliz, espero que esta nueva etapa de tu vida continúe llena de éxitos, amiga de mi infancia.

Desde que éramos niñas hemos compartido muchas alegrías y tristezas, siempre estuviste ahí para mí, lo recordaré siempre, gracias por todo lo que nos hemos ayudado a construir juntas.

Espero que sigamos en contacto y nos sigamos apoyando mutuamente durante toda nuestra vida, te deseo todo lo mejor en este capítulo de tu vida, que seas muy bendecida.

Aunque nos hemos separado un poco en el tiempo, siempre hemos estado en contacto y nunca hemos perdido nuestro vínculo importante, te deseo todo lo mejor, amiga de mi infancia.