Siempre hay alguien a quien le importa cómo te sientes, cómo te vez y qué piensas de ti mismo, nunca dejes de sonreír solo porque no eres feliz en este momento.

Uno siempre debe buscar la felicidad, la risa y el amor, no permitas que las circunstancias te quiten la sonrisa.

La sonrisa es la mejor arma contra el dolor, sonríe, porque el mundo será un lugar mejor si todos lo hacen.

Sonríe a todo el mundo, siempre, incluso a los extraños, es una pequeña muestra de amabilidad que puede hacer una gran diferencia.

No permitas que nada te quite la alegría ni la sonrisa, sé positivo ante todo y verás que todo tiene solución.

Frases nunca dejes de sonreír.

Sonreír nos da una apariencia más joven y atractiva, mejora nuestro estado de ánimo, nos hace sentir más felices y nos ayuda a relajarnos.

Aunque la vida esté llena de problemas, es mejor sonreír y enfrentarlos que estar triste todo el tiempo.

Debes sonreír a la vida, aun cuando las cosas no salgan como planeaste, si eres feliz, sonríe; si no lo eres, sonríe aún más.

Sonreír nos recuerdan que la felicidad es una elección, y que siempre podemos elegir sonreír incluso en las circunstancias más difíciles.

El mundo siempre está lleno de problemas, sonreír es la mejor forma de solucionarlos.

Nunca dejes de sonreír, aunque el mundo te esté diciendo que no hay razón para hacerlo.

Sonríe a la vida y la vida te sonreirá a ti, sonríe a las personas y verás cómo se te acercan.

Sonríe en medio de la tormenta y verás cómo el cielo se va iluminando, sonríe, aunque no te sientas bien, porque eso hará que te sientas mejor.

Sonríe a Dios, por todo lo que has recibido y por todo lo que vas a recibir, porque Él es el creador de la sonrisa más hermosa: la sonrisa de la felicidad.

La sonrisa es contagiosa, así que contagia a todo el mundo a tu alrededor con tu buen humor.

Nunca dejes de sonreír, incluso cuando las cosas no van bien, porque esa sonrisa puede ser la mejor medicina para ti.

Cuídate de las personas que no te saludan por la mañana, ni te desean buena suerte.

La sonrisa es el puente que une a las personas y es una forma de expresar amor y cariño, sonreír nos hace sentir mejor y nos ayuda a enfrentar la vida con mayor optimismo.

Nunca dejes de sonreír, porque sonreír es la forma más hermosa de mostrar tu felicidad.

Sonreír es una forma de decir gracias sin palabras, la felicidad no tiene secretos, si sabes sonreír con el alma todo se vuelve más fácil.

La felicidad nunca está muy lejos, si sabes encontrarla en lo cotidiano y en el momento presente.

La sonrisa es una forma de decir que todo está bien, incluso en los momentos en que no lo está.

La sonrisa ilumina el rostro y el corazón de quien la posee, siempre es mejor sonreír y no decir nada, que hablar y no sonreír.

Un secreto a voces, es una sonrisa en voz alta, si importas lo suficiente para sonreír, nunca dejes de hacerlo.

Un rostro sin sonrisa, es un corazón sin alegría, las sonrisas son contagiosas, nunca dejes de sonreír.

Nunca dejes de sonreír, incluso cuando estés en medio de la peor experiencia de tu vida, la sonrisa es una de las armas más poderosas que tenemos para enfrentar el mundo.

Si no sonríes, el día se te hará eterno, no hay nada como una sonrisa sincera para cambiar el humor de una persona.

Una sonrisa vale más que mil palabras, una persona sonriente atrae las mejores cosas a su vida.